Subiendo al Sancta Sanctorum…

_DSC0190Cuando estuve en Roma  para mi fue una sorpresa encontrarme con una iglesia totalmente atípica y que esta fuera de los circuitos turísticos. Se trata de la Iglesia Salvatore della Scala Santa, situada en frente de la Basílica de San Juan de Letrán en Roma. Y me llamó la atención porque se trataba de una larga escalera y al final de la misma una capilla y toda la gente subía dicha escalera de rodillas con una devoción extrema. Me interesó el tema y averigüé de que se trataban de “Los Peldaños de la Santa Escalera”.

_DSC0347La leyenda cuenta de que se trata de unos peldaños de escalera que estuvieron en el cuartel general de Poncio Pilato en Jerusalén cuando este era gobernador de Judea. Son los peldaños por los que Jesús debió subir y bajar por ellos, el día en que Pilato lo condenó a muerte.

Pero el morbo, lo más místico  y al mismo tiempo casi irreal, son unas manchas oscuras que se ven a través de un cristal protector, dicen que son las gotas de sangre que provenían de las heridas de Jesús cuando bajo las escaleras.

Dicha escalera fue llevada a Roma por la madre del Emperador Constantino, la que seria después Santa Elena, el año 335 d.C y fue instalada por el Papa Sixto a finales del Siglo XVI.

_DSC0348Son 28 peldaños de mármol de Tiro que actualmente están protegidos del desgaste por unos tableros por la cantidad de visitas que su devoción atrae. La tradición dicta que hay que subirlas de rodillas, rezando una jaculatoria especial para cada peldaño. AL final de la escalera, se halla una vetusta “Capilla Palatina”,  donde se ubica el Sancta Sanctorum de la Capilla de San Lorenzo in Palatio.. En la Edad Media dicha capilla hacia las funciones que hoy en día cumple la famosa “Capilla Sixtina”.

Cuenta la historia que en la noche del 20 de Septiembre de 1870, cuando las tropas italianas se disponían a entrar en Roma para poner fin al poder temporal de la Curia Romana, el Papa Pío IX se hizo llevar a la Santa Escalera, subió de rodillas las mismas y desde allí bendijo a sus partidarios, para luego confinarse en el Vaticano para ya no salir jamás.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s